La primera película mexicana en cines después del cierre por COVID-19

La película Amores Modernos, de Matías Meyer, estrenada en la Selección Oficial del Festival Internacional de Cine de Los Cabos 2019, se preestrenará hoy 31 de julio en algunas salas de cine comercial del país.

Desde que el aislamiento comenzó, y con él la inactividad temporal de los cines, no se había estrenado ninguna película mexicana. Amores Modernos es protagonizada por Leonardo Ortizgris, Andrés Almeida, Ludwika Paleta, e Ilse Salas; estará disponible en las salas comerciales abiertas actualmente en:

  • Aguascalientes
  • Cancún
  • Cozumel
  • Cuautla
  • Cuernavaca
  • Culiacán
  • Durango
  • Ensenada
  • Los Mochis
  • Mazatlán
  • Monclova
  • Morelia
  • Nogales
  • Oaxaca
  • Playa del Carmen
  • Rosarito
  • Tapachula
  • Tijuana
  • Tlaxcala
  • Tuxtla Gutiérrez
  • Uruapan
  • Zacatecas

Por lo que se observa en el trailer, esta película va en una línea distinta a la del cine comercial mexicano actual; para empezar, el reparto no incluye a ninguna de las celebridades que han atiborrado los films últimamente. Por otro lado, es refrescante ver algo en el cine mexicano actual que no sea puramente, o incluya en comedia en gran medida.

Según Meyer en una entrevista, la línea principal de la película es la historia de dos hermanos que viven distanciados emocional y geográficamente. Al morir su madre, el funeral fuerza la confrontación de los problemas que no han resuelto.

En la misma línea, Ortizgris comenta que el personaje al que interpreta escapó de su casa por una serie de decisiones que parecen haber sido las incorrectas; y siente rencor a hacia su hermano por no haber aceptado su orientación sexual y su estilo de vida. Señala, además, que la relación de los hermanos solía ser buena, pero ninguno de los dos parece identificar el punto de quiebre.

Por su parte, Andrés Almeida comenta que:

«Hay una especie de universalidad en la manera en la que nos relacionamos los humanos. A través de la familia uno puede darse cuenta de quién es; vemos nuestros defectos y nuestros aciertos. La familia se convierte en una especie modelo o de estandarte que es muy difícil de romper».

Sobre el individualismo, señala el director Matías Meyer señala que el sistema en el que vivimos empuja hacia él; pero el ser humano es un ser social y no se puede descubrir él solo, es hasta que se encuentra con el otro que comienza a ser humano.

Meyer añade que, además de la historia principal, las historias de las parejas de los involucrados —quienes también están en crisis— se desarrollan en líneas paralelas.

De acuerdo a lo mencionado por los actores y directo en la entrevista y a lo que se muestra en el trailer, el film parece hablar sobre la confrontación familiar, las decisiones y sus repercusiones, y el individualismo de los seres humanos.

Te recomendamos leer:

Cinépolis reabre sus salas con nuevas medidas de sanidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *