Mia Khalifa fue engañada para posar con un supuesto fotógrafo de Vogue

La ex actriz porno relató que fue usada y engañada por un ejecutivo de la productora Bang Bros.

La ex actriz porno Mia Khalifa, narró en su cuenta de Twitter como fue engañada por Jordan Sibbs, ejecutivo de Bang Bros, para llevarla a una sesión con un “fotógrafo de Vogue”.

“Nunca he hablado de esto porque me hicieron sentir como si no pudiera contar mi historia sin ser ridiculizada por el público. Ahora me siento segura, y también siento la necesidad de contar algunas cosas que me han perseguido durante mi breve periodo en la industria”, escribió.

El ejecutivo de la productora de cine para adultos Jordan Sibbs, la engañó diciéndole que un fotógrafo de Vogue estaba en la ciudad y era una gran oportunidad para que ella apareciera en publicaciones de moda.

“Mis ojos se iluminaron, me sentí honrada y emocionada, pensé que tal vez esa terrible situación en la que estaba podría convertirse en algo positivo”, dijo.

Narró que al llegar al set se dio cuenta que algo no estaba bien. “Desde el momento en que me dijeron que no había peinado ni maquillaje supe que algo estaba mal, pero estaba en conflicto. Nunca había estado en un set ‘real’, y no quería ofender al fotógrafo o a su proceso, porque ¡QUÉ PASARÍA EN VOGUE!”, contó la actriz.

“Me llevaron al techo del edificio (industrial y apenas accesible) SOLO con él. Me entregaron un hijab y dos réplicas de fusiles semiautomáticos. Me los puse, siguiendo sus órdenes, y posé para las fotos de la manera que él quería, mientras hacía correcciones de postura en mi cuerpo”.

Al término de la sesión Khalifa se alejó para salir de ahí, pero el fotógrafo insistió en tomar más imágenes.

“Me dijo que me quitara el hijab y la ropa interior y que posara contra una pared. Mi corazón comenzó a palpitar. Sé que podría ser fácil decir ‘tuviste sexo en cámara, ¿cuál es el problema?’ Pero debes comprender el nivel de miedo que tiene una mujer cuando se siente impotente”.

Te puede interesar: Mía Khalifa: fotos antes y ahora, fanáticos preocupados por su aspecto

“Estaba aterrorizada. Me sentí barata y usada, impotente y degradada”, agregó.

Khalifa señala que en ese momento era demasiado joven para saber que Sibbs y otros ejecutivos de Bang Bros son cómplices y la habían engañado porque semanas después las fotos habían aparecido en el sitio de la productora.

“Era un peón para ellos, nunca me vieron como un ser humano con un alma y un futuro. Me traficaron a manos de este hombre sin supervisión ni respeto por mi seguridad. No me pagaron por ese rodaje. Tampoco me informaron para qué se utilizaría. No tuve control”, concluyó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *